▷▷ 25+Versículos de la Biblia sobre la preocupación y el estrés - Pasajes Biblicos

Versículos de la Biblia sobre la preocupación y el estrés

hola, queridos amigos, bienvenidos a nuestro sitio web de Pasajes de la Biblia. Si está buscandoVersículos de la Biblia sobre la preocupación y el estrés entonces está en el lugar correcto. Hoy Veremos Que Dice La Biblia Sobre la preocupación y el estrés En RVA. Así que vayamos al versículo bíblico.

Salmos 46:10
Estad quietos, y conoced que yo soy Dios: Ensalzado he de ser entre las gentes, ensalzado seré en la tierra.

Colosenses 3:15
Y la paz de Dios gobierne en vuestros corazones, á la cual asimismo sois llamados en un cuerpo; y sed agradecidos.

Deuteronomio 31:6
Esforzaos y cobrad ánimo; no temáis, ni tengáis miedo de ellos: que Jehová tu Dios es el que va contigo: no te dejará ni te desamparará.

Salmos 118:6
Jehová está por mí: no temeré Lo que me pueda hacer el hombre.

Salmos 119:143
Aflicción y angustia me hallaron: Mas tus mandamientos fueron mis deleites.

1 Pedro 5:7
Echando toda vuestra solicitud en él, porque él tiene cuidado de vosotros.

Salmos 32:8
Te haré entender, y te enseñaré el camino en que debes andar: Sobre ti fijaré mis ojos.

1 Pedro 3:14
Mas también si alguna cosa padecéis por hacer bien, sois bienaventurados. Por tanto, no temáis por el temor de ellos, ni seáis turbados;

Isaías 41:10
No temas, que yo soy contigo; no desmayes, que yo soy tu Dios que te esfuerzo: siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia.

Juan 16:33
Estas cosas os he hablado, para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción: mas confiad, yo he vencido al mundo.

Lucas 12:25
¿Y quién de vosotros podrá con afán añadir á su estatura un codo?

Salmos 9:9
Y será Jehová refugio al pobre, Refugio para el tiempo de angustia.

1 Juan 4:18
En amor no hay temor; mas el perfecto amor echa fuera el temor: porque el temor tiene pena. De donde el que teme, no está perfecto en el amor.

Salmos 94:19
En la multitud de mis pensamientos dentro de mí, Tus consolaciones alegraban mi alma.

Juan 14:27
La paz os dejo, mi paz os doy: no como el mundo la da, yo os la doy. No se turbe vuestro corazón, ni tenga miedo.

Salmos 23:4
Aunque ande en valle de sombra de muerte, No temeré mal alguno; porque tú estarás conmigo: Tu vara y tu cayado me infundirán aliento.

Salmos 34:17
Clamaron los justos, y Jehová oyó, Y librólos de todas sus angustias.

Salmos 46:1
Al Músico principal: de los hijos de Coré: Salmo sobre Alamoth. DIOS es nuestro amparo y fortaleza, Nuestro pronto auxilio en las tribulaciones.

Lucas 21:19
En vuestra paciencia poseeréis vuestras almas.

Salmos 16:8
A Jehová he puesto siempre delante de mí: Porque está á mi diestra no seré conmovido.

Isaías 35:4
Decid á los de corazón apocado: Confortaos, no temáis: he aquí que vuestro Dios viene con venganza, con pago: el mismo Dios vendrá, y os salvará.

Mateo 6:34
Así que, no os congojéis por el día de mañana; que el día de mañana traerá su fatiga: basta al día su afán.

Salmos 55:22
Echa sobre Jehová tu carga, y él te sustentará; No dejará para siempre caído al justo.

2 Timoteo 1:7
Porque no nos ha dado Dios el espíritu de temor, sino el de fortaleza, y de amor, y de templanza.

Proverbios 12:25
El cuidado congojoso en el corazón del hombre, lo abate; Mas la buena palabra lo alegra.