▷▷ 73+Versículos de la Biblia Oración

Versículos De La Biblia Oración

“También les refirió Jesús una parábola sobre la necesidad de orar siempre, y no desmayar”

— Lucas 18:1

“Y de igual manera el Espíritu nos ayuda en nuestra debilidad; pues qué hemos de pedir como conviene, no lo sabemos, pero el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos indecibles”

— Romanos 8:26

“orando en todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, y velando en ello con toda perseverancia y súplica por todos los santos”

— Efesios 6:18

“Orad sin cesar”

— 1 Tesalonicenses 5:17

“Pedid, y se os dará; buscad, y hallaréis; llamad, y se os abrirá”

— Mateo 7:7

“Confesaos vuestras ofensas unos a otros, y orad unos por otros, para que seáis sanados. La oración eficaz del justo puede mucho”

— Santiago 5:16

“Acerquémonos, pues, confiadamente al trono de la gracia, para alcanzar misericordia y hallar gracia para el oportuno socorro”

— Hebreos 4:16

“Mas tú, cuando ores, entra en tu aposento, y cerrada la puerta, ora a tu Padre que está en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto te recompensará en público”

— Mateo 6:6

“Quiero, pues, que los hombres oren en todo lugar, levantando manos santas, sin ira ni contienda”

— 1 Timoteo 2:8

“Perseverad en la oración, velando en ella con acción de gracias”

— Colosenses 4:2

“Y todo lo que pidiereis en oración, creyendo, lo recibiréis”

— Mateo 21:22

“Y a Aquel que es poderoso para hacer todas las cosas mucho más abundantemente de lo que pedimos o entendemos, según el poder que actúa en nosotros”

— Efesios 3:20

“Yendo un poco adelante, se postró sobre su rostro, orando y diciendo: Padre mío, si es posible, pase de mí esta copa; pero no sea como yo quiero, sino como tú”

— Mateo 26:39

“si se humillare mi pueblo, sobre el cual mi nombre es invocado, y oraren, y buscaren mi rostro, y se convirtieren de sus malos caminos; entonces yo oiré desde los cielos, y perdonaré sus pecados, y sanaré su tierra”

— 2 Crónicas 7:14

“¿Qué, pues? Oraré con el espíritu, pero oraré también con el entendimiento; cantaré con el espíritu, pero cantaré también con el entendimiento”

— 1 Corintios 14:15

“El sacrificio de los impíos es abominación a JehováMas la oración de los rectos es su gozo”

— Proverbios 15:8

“Entonces me invocaréis, y vendréis y oraréis a mí, y yo os oiré”

— Jeremías 29:12

“Acercaos a Dios, y él se acercará a vosotros. Pecadores, limpiad las manos; y vosotros los de doble ánimo, purificad vuestros corazones”

— Santiago 4:8

“Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos”

— Mateo 16:19

“Buscad a Jehová mientras puede ser hallado, llamadle en tanto que está cercano”

— Isaías 55:6

“Codiciáis, y no tenéis; matáis y ardéis de envidia, y no podéis alcanzar; combatís y lucháis, pero no tenéis lo que deseáis, porque no pedís”

— Santiago 4:2

“Pero sin fe es imposible agradar a Dios; porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que le hay, y que es galardonador de los que le buscan”

— Hebreos 11:6

“Oh Jehová, de mañana oirás mi vozDe mañana me presentaré delante de ti, y esperaré”

— Salmos 5:3

“Pero a medianoche, orando Pablo y Silas, cantaban himnos a Dios; y los presos los oían”

— Hechos 16:25

“Y yo os digo: Pedid, y se os dará; buscad, y hallaréis; llamad, y se os abrirá”

— Lucas 11:9

“Humillaos delante del Señor, y él os exaltará”

— Santiago 4:10

“Todos estos perseveraban unánimes en oración y ruego, con las mujeres, y con María la madre de Jesús, y con sus hermanos”

— Hechos 1:14

“Entonces, sacando a todos, Pedro se puso de rodillas y oró; y volviéndose al cuerpo, dijo: Tabita, levántate. Y ella abrió los ojos, y al ver a Pedro, se incorporó”

— Hechos 9:40

“y cualquiera cosa que pidiéremos la recibiremos de él, porque guardamos sus mandamientos, y hacemos las cosas que son agradables delante de él”

— 1 Juan 3:22

“Respóndeme cuando clamo, oh Dios de mi justiciaCuando estaba en angustia, tú me hiciste ensancharTen misericordia de mí, y oye mi oración”

— Salmos 4:1

“Aconteció un día, que él estaba enseñando, y estaban sentados los fariseos y doctores de la ley, los cuales habían venido de todas las aldeas de Galilea, de Judea y Jerusalén; y el poder del Señor estaba con él para sanar”

— Lucas 5:17

“Elías era hombre sujeto a pasiones semejantes a las nuestras, y oró fervientemente para que no lloviese, y no llovió sobre la tierra por tres años y seis meses”

— Santiago 5:17

“Pero yo os digo: Amad a vuestros enemigos, bendecid a los que os maldicen, haced bien a los que os aborrecen, y orad por los que os ultrajan y os persiguen”

— Mateo 5:44

“Él sana a los quebrantados de corazónY venda sus heridas”

— Salmos 147:3

“Y busqué entre ellos hombre que hiciese vallado y que se pusiese en la brecha delante de mí, a favor de la tierra, para que yo no la destruyese; y no lo hallé”

— Ezequiel 22:30

“Y cuando estéis orando, perdonad, si tenéis algo contra alguno, para que también vuestro Padre que está en los cielos os perdone a vosotros vuestras ofensas”

— Marcos 11:25

“gozosos en la esperanza; sufridos en la tribulación; constantes en la oración”

— Romanos 12:12

“Aconteció que estaba Jesús orando en un lugar, y cuando terminó, uno de sus discípulos le dijo: Señor, enséñanos a orar, como también Juan enseñó a sus discípulos”

— Lucas 11:1

“Y antes que clamen, responderé yo; mientras aún hablan, yo habré oído”

— Isaías 65:24

“Y esta es la confianza que tenemos en él, que si pedimos alguna cosa conforme a su voluntad, él nos oye”

— 1 Juan 5:14

“porque todo aquel que invocare el nombre del Señor, será salvo”

— Romanos 10:13

“Porque todo aquel que pide, recibe; y el que busca, halla; y al que llama, se le abrirá”

— Lucas 11:10

“No me elegisteis vosotros a mí, sino que yo os elegí a vosotros, y os he puesto para que vayáis y llevéis fruto, y vuestro fruto permanezca; para que todo lo que pidiereis al Padre en mi nombre, él os lo dé”

— Juan 15:16

“Porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos”

— Mateo 18:20

“Otra vez os digo, que si dos de vosotros se pusieren de acuerdo en la tierra acerca de cualquiera cosa que pidieren, les será hecho por mi Padre que está en los cielos”

— Mateo 18:19

“Y todo lo que pidiereis al Padre en mi nombre, lo haré, para que el Padre sea glorificado en el Hijo”

— Juan 14:13

“Si algo pidiereis en mi nombre, yo lo haré”

— Juan 14:14

“Jehová está lejos de los impíosPero él oye la oración de los justos”

— Proverbios 15:29

“Levantándose muy de mañana, siendo aún muy oscuro, salió y se fue a un lugar desierto, y allí oraba”

— Marcos 1:35

“Porque los ojos del Señor están sobre los justosY sus oídos atentos a sus oracionesPero el rostro del Señor está contra aquellos que hacen el mal”

— 1 Pedro 3:12

“Hasta ahora nada habéis pedido en mi nombre; pedid, y recibiréis, para que vuestro gozo sea cumplido”

— Juan 16:24

“Y cuando la gente lo supo, le siguió; y él les recibió, y les hablaba del reino de Dios, y sanaba a los que necesitaban ser curados”

— Lucas 9:11

“¿Está alguno entre vosotros afligido? Haga oración. ¿Está alguno alegre? Cante alabanzas”

— Santiago 5:13

“Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría, pídala a Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche, y le será dada”

— Santiago 1:5

“Y si sabemos que él nos oye en cualquiera cosa que pidamos, sabemos que tenemos las peticiones que le hayamos hecho”

— 1 Juan 5:15

“Siempre orando por vosotros, damos gracias a Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo”

— Colosenses 1:3

“En aquel día no me preguntaréis nada. De cierto, de cierto os digo, que todo cuanto pidiereis al Padre en mi nombre, os lo dará”

— Juan 16:23

“Y la oración de fe salvará al enfermo, y el Señor lo levantará; y si hubiere cometido pecados, le serán perdonados”

— Santiago 5:15

“Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad”

— 1 Juan 1:9

“echando toda vuestra ansiedad sobre él, porque él tiene cuidado de vosotros”

— 1 Pedro 5:7

“Y Cristo, en los días de su carne, ofreciendo ruegos y súplicas con gran clamor y lágrimas al que le podía librar de la muerte, fue oído a causa de su temor reverente”

— Hebreos 5:7

“Y aconteció que el padre de Publio estaba en cama, enfermo de fiebre y de disentería; y entró Pablo a verle, y después de haber orado, le impuso las manos, y le sanó”

— Hechos 28:8

“Entonces Jesús, mirándolos, dijo: Para los hombres es imposible, mas para Dios, no; porque todas las cosas son posibles para Dios”

— Marcos 10:27

“Y orando, no uséis vanas repeticiones, como los gentiles, que piensan que por su palabrería serán oídos”

— Mateo 6:7

“Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queréis, y os será hecho”

— Juan 15:7

“Cercano está Jehová a todos los que le invocanA todos los que le invocan de veras”

— Salmos 145:18

“En aquellos días él fue al monte a orar, y pasó la noche orando a Dios”

— Lucas 6:12

“Pedís, y no recibís, porque pedís mal, para gastar en vuestros deleites”

— Santiago 4:3

“Y perseveraban en la doctrina de los apóstoles, en la comunión unos con otros, en el partimiento del pan y en las oraciones”

— Hechos 2:42

“Por tanto, os digo que todo lo que pidiereis orando, creed que lo recibiréis, y os vendrá”

— Marcos 11:24

“Y les dijo: Este género con nada puede salir, sino con oración y ayuno”

— Marcos 9:29

“Tarde y mañana y a mediodía oraré y clamaréY él oirá mi voz”

— Salmos 55:17

“Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias”

— Filipenses 4:6

Más Temas Bíblicos en: O